krampus-el-anti--santa-claus-que-te-castiga-si-te-portaste-mal

Krampus, una tradición diabólica contra los niños en Navidad

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp

Las mañanas del 25 de diciembre millones de niños esperan la llegada de Santa Claus, quien consigo carga un enorme saco mágico de donde saca miles de regalos que pondrá a descansar debajo de los árboles de Navidad.

Como se sabe, Santa Claus es un señor grande, un poco pasado de peso que gusta de comer galletas y leche que le dejan los niños antes de irse a dormir como señal de agradecimiento por los regalos. Él junto con un ejército de duendes, fabrican los regalos dependiendo de lo que viene en la lista, la cual también señala si el niño ha sido bueno o malo ese año.

Resultado de imagen para santa claus

Sin embargo, existe un ser que es contrapartida de Papá Noel, que ha diferencia de Santa, no ofrece golosinas ni regalos, él va en busca de los niños malos, por lo que siempre lleva consigo una vara con el que azota a los niños para después meterlos en su canasta y llevarlos consigo al infierno y ahogarlos.

Resultado de imagen para krampus

Krampus es el nombre de esta criatura folklórica mitad cabra y mitad demonio, también conocido como el Anti Santa Claus, y hace aparición una noche antes del 6 de diciembre conocida como “la noche de Krampus”. En Alemania se lleva la tradición que cuenta que los niños antes de ir a dormir deben dejar su zapato en el piso, para al día siguiente comprobar si tienen dulces o una vara para aquellos que se portaron mal.

Resultado de imagen para krampus

Su origen es aún incierto, ya que muchos dicen que viene del dios cornudo de las brujas, y los accesorios como la vara y las cadenas que arrastra fueron después añadidos para darle un toque más pagano y asociarlo con el diablo.

Imagen relacionada

A pesar de sus confusos orígenes la tradición del Krampus aún existe en Austria, Alemania, Hungría, Eslovenia y la República Checa, en donde hombres se visten de demonios y caminan por la calles persiguiendo a la gente y asustando a los niños.