el-planeta-salvaje-humanos-fueran-mascotas-extraterrestres

‘El planeta salvaje’: ¿Qué pasaría si los humanos fueran mascotas extraterrestres?

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp

Una joya del cine de animación es, sin duda, ‘El planeta salvaje’, donde los draags una raza de extraterrestres superiores a nosotros, ven a la raza humana como mascotas. El film es una crítica social a la humanidad que abusa de las especies inferiores, pese a que poseemos una inteligencia y raciocinio. 

En el año 1973, se estrenó la película animada francesa ‘La planete sauvage’ (El planeta salvaje en español), dirigida por  René Laloux, basada en la novela “Oms en serie” de Stefan Wul. La historia se centra en un futuro postapocalíptico donde la raza humana ha destruido su planeta, los sobrevivientes son capturados por los Draags, humanoides gigantes y azules, quienes trataran como mascotas a los hombres a quienes llaman oms. En su planeta 1 semana equivale a 1 año para los humanos, por lo que crecen demasiado rápido y se reproducen a gran velocidad, siendo está una preocupación para los extraterrestres, debido a que los ven como una plaga.

[Te puede interesar ‘¿Ya conoces ‘Tesis’? El thriller sobre cine snuff‘]

El planeta salvaje

Argumento de ‘La planete sauvage’

Al quedar huérfano el pequeño Terr, es adoptado por Tiwa, una niña draag que se encariña con él y lo trata como mascota colocándole un collar que lo regresa hacia ella si éste trata de huir. Tiwa toma clases llamadas “infos” donde a través de una diadema se copia el conocimiento exacto en su mente, por un error Terr también puede acceder a este conocimiento.

Terr escapa con los humanos salvajes y les lleva la diadema, por lo que les otorga el conocimiento, poco a poco evolucionan y se adaptan, aunque siguen enfrentándose a la raza Draag quienes los ven como animales salvajes, una plaga, por lo que regularmente tratan de exterminarlos.

Los oms escapan a un lugar más seguro y comienzan a desarrollar su propia tecnología, para escapar y enfrentar a los Draags.

El planeta salvaje

Crítica a la raza pensante

Este cinta hace cuestionarnos el ¿Qué sucedería si no fuéramos la raza dominante? y sobre todo el cómo tratamos a especies inferiores como animales, insectos, plantas, etc. En el filme, pese a que los Draags son una especie superior, razonante y muy espiritual, contrasta en gran medida con la manera en que tratan a los oms. Solo cuando los ven como una amenaza es cuando consideran otorgarles un mejor trato.

El planeta salvaje

Un factor sobresaliente es la manera en que muestra al conocimiento como la salvación de una sociedad salvaje y violenta, el cual es necesario compartir con todos. Antes de que Terr otorgara el conocimiento a los otros oms, estos regresaron a una vida primitiva, donde su único objetivo es sobrevivir, realizan actividades como duelos a muerte utilizando a otras especies como armas, se esconden de sus depredadores, si lo analizamos de ese punto si actúan como animales salvajes, pese a que sus antepasados (nosotros) lograron una civilización avanzada. No especifica el porqué los oms (humanos) terminaron con su propio planeta, pero no es difícil imaginar que la ambición, el poder, las guerras llevaron a la civilización a su fin.

Inspirado en grandes artistas

No solo el mensaje que da Laloux es sorprendente, la técnica de animación que utilizó para el largometraje es fascinante, el cut out motion (animación a base de recortes) es una variante del stop motion y como su nombre lo indica trata de fotografiar figuras de papel, cartulina, tela o fotografías, cuadro por cuadro. Un estilo no muy comúnmente utilizado debido a la complejidad que implica. Aunque el director logró perfeccionar dicha técnica y logró una gran ejecución que quedó acorde al aspecto estético.

El planeta salvaje
René Laloux

Po otro lado, los escenarios estuvieron a manos de Roland Topor (un ilustrador, dibujante, cineasta y escritor) caracterizado por utilizar un toque surrealista en sus proyectos. Para los paisajes, Topor se inspiró en grandes artistas como Salvador Dalí, Remedios Varo y por supuesto Giorgio Chirico.

google banner

El planeta salvaje
Imagen de El planeta salvaje
El planeta salvaje
“Muse Inquietanti” Giorgio de Chirico

El planeta salvaje se considera una obra de culto, te recomendamos verla en su idioma original, francés. Aunque, no es la única animación grandiosa de  René Laloux, el director cuenta con una amplía cantidad de largometrajes y cortometrajes con este toque surrealista, un ejemplo es ‘Les Temps Morts’ (Tiempo muerto en español) un corto que sin duda te dejará pensando, abarca una combinación de dibujos y videos reales para lograr una crítica al hombre violento. Te lo dejamos aquí: